No es  por nada, pero Villacarrillo vivió anoche un momento único, a nivel cultural. Y es que muy pocos pueblos, casi ninguno en España, y muy pocas ciudades tienen el privilegio de contar con cursos de este tipo, de canto, de técnica vocal e interpretación de ópera y Zarzuela. Y es que Francesca Roig y Manuel Burgueras son dos de los más grandes profesionales en esta materia. Cosas que también pasan en nuestro pueblo pero que, no sabemos el porqué, pasan más desapercibidas para el público en general. No creo que sea por falta de información. Ayer contamos con un público más nutrido así que nos anímanos a pensar que es cuestión de ir educando a nuestros vecinos en este tipo de disciplinas musicales. Una velada maravillosa para la Asociación Manos Inteligentes, que siguen en su afán de construir ese aula de estimulación cognitiva para personas con capacidades diferentes. Sea como fuere, han llegado de muchos puntos del país para enamorarse de nuestro pueblo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.